www.nden.com.ar
viernes 20 de julio de 2018 - Edición Nº656
Política

La empresa que construirá el Parque Eólico se encuentra involucrada en un escándalo empresarial de la familia Macri

1 feb - GENNIA fue parte de la transacción con una compañía de la familia presidencial que implicó un “polémico” beneficio de 15 millones de dólares. Jorge Brito, propietario de dicho capital, realizó aportes para la campaña de Cambiemos en 2015. El contacto del municipio para el emprendimiento fue un hombre de confianza del mandatario nacional, Thierry Decoud.

Días atrás, el intendente Facundo López anunció que en marzo próximo se empezará a construir el Parque Eólico en la Ciudad. Ahora bien, al igual que lo ocurrido con la empresa que extenderá la red de gas a Claraz (ver nota adjunta), GENNIA, la compañía hacedora de la licitación, es apuntada por negociados pocos claros con las energías renovables y con empresas de la familia Macri.

La primera actividad del Presidente Mauricio Macri en 2018 fue visitar el parque eólico de Rawson, el más grande del país, el cual se encuentra a cargo de la empresa GENNIA del Grupo Macro. Su arribo allí no es menor si se tiene en cuenta los réditos que dicho grupo empresarial le generó a las arcas de su familia.

Según una investigación del diario Perfil, durante 2016, y sin pasar por licitaciones públicas, Sideco Americana (empresa emblema de los Macri) creó cuatro empresas a nombre de un contador, las cuales adquirieron seis parques eólicos, entre ellos el de Chubut y otro en Miramar.

En principio, las licitaciones para dichos emprendimientos habían sido ganadas por la compañía española Isolux, que tiempo después las vendió a estas compañías en dos tandas. La primera de estas tandas implicó la transacción del paquete licitatorio a las compañías creadas por la empresa presidencial (Sideco). En ese momento, el costo de la operación había sido de 25 millones de dólares. Eso no es todo, meses después ese mismo paquete se lo vendieron a GENNIA (y a una compañía china llamada Goldwind). Según indica el medio nacional esta última transacción le dejó a las compañías revendedoras (del clan Macri) una ganancia de 15 millones de dólares. Es decir, los capitales creados por la familia Macri compraron y revendieron una licitación en menos de un año, que por el solo hecho de la transacción les dejó una ganancia de 300 millones de pesos.

Ahora bien, las sospechas también salpican a GENNIA ante la posibilidad de que la transacción estuviera pautada de antemano a la adquisición inicial hecha por Isolux.

El escándalo de la reventa originó que el legislador porteño del GEN, Sergio Abrevaya, pidiera ante la Oficina Anticorrupción que se abriera un sumario administrativo y se investigara “el conflicto de intereses y la actuación del ministro de Energía y Minería, Juan José Aranguren, así como a funcionarios de su cartera, y del Banco Nación, por haber permitido la cesión de las licitaciones de los parques eólicos a empresas que podrían pertenecer al Grupo Macri, que a su vez vendió las adjudicaciones a empresas chinas”.

El contacto municipal con un hombre de confianza de Macri

Además de GENNIA, la otra compañía a cargo de la construcción del emprendimiento es Centrales de la Costa (CdC). El entonces titular de dicha empresa era nada más y nada menos que Thierry Decoud, un hombre ligado estrechamente a Macri y el encargado en ese momento de vincularse con el intendente López para anunciar el emprendimiento en cuestión (de hecho presentaron juntos el proyecto ante el Concejo Deliberante local).

Decoud fue, durante el gobierno de Macri en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, director General de Tratamiento y Nuevas Tecnologías, dependiente del ministerio de Ambiente y Espacio Público a cargo de Edgardo Cenzón.

La relación Macri-Decoud-Cenzón no es menor si se tiene en cuenta que el último de los mencionados ocupó el Ministerio de Infraestructura bonaerense durante los primeros meses de la gestión Vidal en la Provincia y digitó grandes emprendimientos del sector ambiental/renovable como fue la construcción de la planta que se encargará del tratamiento completo de materiales reciclables, tasada en 70 millones de pesos.

GENNIA, una empresa financiadora de la campaña de Cambiemos

La vinculación de GENNIA con el gobierno nacional no reside solo en las licitaciones obtenidas en lo que hace a energías renovables sino que la cabeza de la compañía, Jorge Brito, fue un financiador de la campaña electoral de Cambiemos en 2015.

Según los estados contables del PRO, el empresario aportó 500 mil pesos para que Macri sea Presidente. Ser aportante no es un delito en sí mismo pero abre varias sospechas en lo que hace a prevendas, ya que Britos también ha realizado donaciones a la Fundación SUMA, perteneciente a la vicepresidenta Gabriel Michetti y que se encuentra investigada en la Justicia Federal. En tal causa, el fiscal Marijuán pidió imputar a Eduardo Gutiérrez, socio de Brito y aportante de SUMA.

A su vez, ambos socios se encuentran entre los 32 contratistas millonarios beneficiados por la obra pública en el gobierno de la Ciudad durante la gestión Macri.

Más noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias