martes 27 de septiembre de 2022 - Edición Nº2186

Sociedad | 7 ago 2022

Respetarlas

Prefectura lanzó criterios y restricciones para el acercamiento a las ballenas

Las últimas semanas se hicieron virales algunos videos y situaciones con estos mamíferos que pasan por nuestras playas durante la época invernal. Desde el organismo naval explicaron cuánto se pueden acercar y cómo reaccionar en casos de encontrarse con un mamífero en el agua.


Durante la semana en medios locales e incluso en los medios nacionales se conocieron diferentes videos con protagonismo de ballenas que pasan por nuestras playas. Tanto los videos virales del pequeño kayak interactuando con un enorme cetáceo con sus cachorros, filmado con un drone de alta calidad (lo podés ver acá), como los pescadores que en la escollera Quequén o en Mar del plata, “pincharon” a una ballena con el anzuelo. 

A partir de esto, durante la tarde del sábado, desde Prefectura Naval Quequén lanzaron una serie de advertencias y restricciones ante la aparición de ejemplares de Ballena Franca Austral y otros cetáceos en proximidades a las zonas balnearias, y “el crecimiento poblacional en el tránsito de dichos mamíferos por el frente costero del litoral marítimo”. 

Ante diversos eventos sucedidos las útlimas semanas expresaron que surge la conveniencia de dejar establecidas “condiciones operativas para la navegación, con el objeto de minimizar situaciones riesgosas por impacto o excesivo acercamiento con ballenas y de producir afectaciones o reacciones de estos mamíferos que atenten contra su integridad o lleven a alterar sus hábitos de vida”.

Qué hacer ante el avistaje de cetáceos 

Primeramente la PNA requiere que se deberá informar de inmediato esta Estación Marítima a través de la Estación Costera Quequén “L5B” Prefectura Naval Radio, explicitando la posición y rumbo de la ballena.

Además establecen criterios de acercamiento donde se denomina “zona excluyente” estar a menos de 50m del mamífero, “zona no recomendable” a menos de 100m, “zona de precaución” a menos de 200. Finalmente la “zona de observación” debería ser a 300m y “zona segura” a partir de los 400 metros. 

Además solicitan que ante el acercamiento se deberá disminuir la velocidad a menos de 0  nudos o al mínimo compatible con la maniobrabilidad y mantener una distancia prudencial mínima de al meno 200 metros. 

En los casos donde se detecta la presencia de una ballena o similiar a una distancia menor que la indicada, la Prefectura sugiere: “Esperar, NO acercarse por la cola; NO acercarse por la cabeza y NO cruzar por la cabeza. En caso de tener    que alterar indefectiblemente el rumbo de la embarcación, disminuir la velocidad a menos de 05 nudos y cruzar el rumbo de la ballena por la cola y no por la cabeza”.

Finalmente amplia las restricciones para toda actividad acuática desarrollada en aguas cercanas a la zona de playas (kitesurf, windsurf, kayakismo, remo, pesca deportiva embarcada, stand up paddle, vela ligera u otras que se pudieran implementar), sea ejercida en forma deportiva o comercial. Y prohíbe el acercamiento y/o aproximación a cetáceos de cualquier tipo durante el desarrollo de actividades de buceo

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias