martes 05 de marzo de 2024 - Edición Nº2711

Municipios | 5 dic 2023

MALDITA BONAERENSE

Impunidad en la mira en Miramar: Familia Melmann en la batalla por no olvidar ni perdonar

El miércoles se realizará una audiencia para tratar la solicitud de Oscar Echenique y Ricardo Anselmini, ex policías bonaerenses, condenados a perpetua por el crimen, que quieren obtener la libertad anticipada. La familia reclama que se haga de manera pública.


En un giro escalofriante de los acontecimientos, los femicidas condenados por el brutal asesinato de Natalia Melmann, Oscar Echenique y Ricardo Anselmini, han presentado una petición de libertad condicional. La audiencia para evaluar esta solicitud está programada para el 6 de diciembre a las 9.00.

El feminicidio de Natalia Melmann en 2001, un caso que ha perdurado en la memoria colectiva, vuelve a causar angustia y preocupación. La familia de la víctima, representada por Nahuel, hermano de Natalia, ha utilizado las redes sociales para expresar su profunda inquietud de cara a la audiencia. Nahuel afirmó en su perfil de Facebook: "Pondrían en riesgo a toda la sociedad, incluso la familia de Nati, que ha soportado durante estos casi 23 años amenazas y violencias por parte de los imputados en el crimen".

El hermano de la víctima exigió justicia y afirmó: "Exigimos que sigan en la cárcel, que la justicia busque al quinto implicado en la desaparición, tortura, abuso y feminicidio de Natalia Melmann. Las calles nos convocan a seguir luchando, a unirnos en un grito colectivo contra la impunidad".

Aunque Ricardo Panadero, el cuarto policía acusado, fue condenado a prisión perpetua este año por el Tribunal Oral en lo Criminal 4 de la ciudad de Mar del Plata, los femicidas originales buscan una salida legal. Es importante señalar que Panadero no participó en el juicio de 2002, donde Echenique, Anselmini y Suárez fueron sentenciados a prisión perpetua, ya que fue sobreseído anteriormente.

El femicidio de Natalia Melmann, ocurrido el 4 de febrero de 2001, sigue siendo un recuerdo doloroso. Según se estableció en el juicio de 2002, la joven fue forzada a subir a una camioneta policial y llevada a una casa en el extremo sur de Miramar. Allí, fue víctima de abuso sexual antes de ser estrangulada con un cordón de sus propias zapatillas. Su cuerpo fue abandonado en el vivero Florentino Ameghino, donde fue encontrado semienterrado cuatro días después.

"Por amor seguiremos luchando", comunicó la familia de la víctima a través de las redes sociales, expresando su preocupación y frustración ante la posibilidad de que la audiencia no sea pública. 

El juez de Ejecución considera que, tras 20 años de cumplimiento efectivo en prisión, Echenique y Anselmini podrían solicitar el beneficio de la libertad anticipada. Sin embargo, el hermano de la víctima sostiene: "Ellos fueron condenados a reclusión perpetua en septiembre de 2002 por los delitos de rapto, abuso sexual agravado y homicidio triplemente agravado. De ser condenados hoy, la pena por los delitos que cometieron tendría una expectativa de pena a cumplir de 50 años efectivos".

La familia, a través de sus letrados, ha sido convocada para esta audiencia, que marca el inicio de un nuevo proceso en el tortuoso camino de la justicia. Nahuel señala con indignación: "Son personas que durante casi 23 años nunca asumieron sus actos y responsabilidad. Nunca mostraron arrepentimiento. Nunca realizaron un tratamiento de salud mental. Nunca fueron peritados en su psiquis y representan un peligro para la sociedad entera".

La ciudad observa con consternación y angustia mientras la familia de Natalia Melmann enfrenta una vez más el dolor de buscar justicia para su ser querido. La sociedad espera que el sistema judicial responda de manera justa y contundente frente a esta petición de libertad anticipada.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias