martes 18 de junio de 2024 - Edición Nº2816

Política | 30 may 2024

SIN ACUERDO

El Municipio de Necochea intimó a la Usina por el contrato de concesión eléctrica

Rechazó que exista "una prórroga" del contrato de concesión eléctrica con la Usina Popular Cooperativa Sebastián de María, instando a la cooperativa a cumplir con nuevas condiciones para garantizar la estabilidad del servicio eléctrico en la región.


La tensión entre la Municipalidad de Necochea y la Usina Popular Cooperativa Sebastián de María persiste, con afirmaciones encontradas sobre el estado del contrato de concesión para el suministro eléctrico en la región. Mientras la Municipalidad niega la existencia de una prórroga, la Usina insiste en su validez, generando un impasse que ha llevado a medidas drásticas por parte del Municipio.

En un decreto firmado por el intendente Rojas, la Municipalidad rechaza la presentación de la Usina, argumentando que el contrato de concesión está vencido desde octubre de 2023. Esto conlleva a una intimación a la cooperativa para que constituya una caución o aval equivalente a dos facturaciones mensuales promedio, a fin de garantizar la continuidad del servicio eléctrico mientras se regulariza la situación contractual.

El decreto  1721/27 emitido por la Municipalidad establece condiciones claras: el incumplimiento de la exigencia de la caución conllevará sanciones para la cooperativa. Se recalca que la prórroga de un contrato de concesión requiere un acto administrativo y contractual concreto, y no puede derivarse de meras interpretaciones.

La decisión de rechazar la presentación de la Usina se basa en la necesidad de contar con un marco contractual vigente y claro que respalde el suministro eléctrico, un servicio esencial para la comunidad. La Municipalidad busca evitar cualquier incertidumbre legal que pueda afectar a los usuarios.

La situación marca un punto crítico en la relación entre ambas partes, y se espera una respuesta formal de la Usina ante las nuevas condiciones impuestas por la Municipalidad. 

Cabe decir que si este conflicto no lográ un acuerdo por parte de las partes, podría derivar en el fin de la relación contractual entre la USINA y el MUNICIPIO y hasta daría la posibilidad a una nueva concesión del servicio. Por nuestra región la empresa que podría proveer el servicio sería EDEA. Habrá que ver cómo avanzan las negociaciones. 

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias