viernes 27 de noviembre de 2020 - Edición Nº1517

Municipios | 10 may 2020

Sindicales

Desaparece dueño de Postres Balcarce y estafa a sus trabajadores

La patronal de la emblemática empresa marplatense Postres Balcarce S.A. cerró de forma inesperada su planta y se dio a la fuga sin abonar los salarios adeudados sobre los últimos meses de trabajo a las y los 130 obreras y obreros que trabajan allí. Por Máximo Paz, para ANRed.


 


Trabajadoras y trabajadores de la tradicional empresa Postres Balcarce S.A. se reunieron nuevamente este miércoles último anterior a las 10 de la mañana en las puertas de su lugar de trabajo para protagonizar una nueva manifestación que pidió por el pago de sus salarios atrasados.

Al menos 130 obreras y obreros de la fábrica no perciben las correspondientes remuneraciones desde fines del año pasado, a pesar de que la empresa pastelera pudo percibir un incremento en sus ventas en la temporada veraniega pasada. Bajo el pretexto de la pandemia del coronavirus, la patronal cerró las instalaciones ni bien se decretó la cuarentena, dejando a sus empleados sin sus correspondientes salarios adeudados hace meses.

La incógnita que despertó la desapacible decisión empresarial parece no importarle a nadie, salvo a sus propios trabajadores. El lunes pasado hubo otra manifestación en las puertas de las instalaciones de Postres Balcarce, práctica que se está convirtiendo en parte del paisaje sobre las inmediaciones de la empresa ubicada sobre la esquina marplatense de San Juan y Rivadavia.

Es una cuestión alimentaria el sueldo, es una vergüenza que no aparezcan y que no den la cara, se aprovechan de la pandemia del coronavirus para desaparecer de la forma que lo han hecho, es vergonzoso”, aclaró un manifestante trabajador.

“Desde la CGT (local) y los dos gremios (locales) le estamos pidiendo al Intendente Guillermo Montenegro que los reciban, para que tome cartas en el asunto ya que el dueño de la firma no aparece”, aseguraron a los pocos medios locales que se hicieron presentes los secretarios José García Darío Zunda de los -en ese orden- gremios Pasteleros y Comercio.

La mayoría del personal de Postres Balcarce son mujeres trabajadoras | Foto: Qué digital

Si bien los oficialismos de los sindicatos acompañan los reclamos de los trabajadores, todavía no pudieron concretar ninguna reunión con el intendente marplatense. Tampoco lograron accionar algún tipo de operación que supere los aislados reclamos locales teniendo en consideración los términos en que se manejó la organización comercial, dónde, sin más, cometió una suerte de escandalosa fuga ilegal.

Por su parte, las maniobras escabrosas y poco efectivas de los gremios nombrados se refuerzan ante la observación sobre sus episodios recientes. El de la Federación de Trabajadores Pasteleros, Servicios Rápidos, Confiteros, Heladeros, Pizzeros y Alfajoreros está referido a cuando, tras semanas de conflicto, este acordó que en abril grandes empresas como McDonald’s, Burguer King y Starbucks respondan con solo el 70% del salario bruto surgido de un promedio de los últimos seis meses.

En sintonía, el reciente acuerdo firmado hace horas entre el Sindicato de Comercio, la Cámara Argentina de Comercio, la Confederación Argentina de la Mediana Empresa y la Unión de Entidades Comerciales Argentinas establece que las retribuciones monetarias que abonen las patronales en concepto de suspensiones no podrán ser menores al 75%. Es decir que se aceptó, desde la conducción nacional de Cavalieri, una rebaja salarial del 25% que afectará a 800 mil trabajadores y trabajadoras.

Del mismo modo, un caso que marca la inacción gremial se trata del conflicto que está sucediendo en el conurbano bonaerense entre las y los trabajadores de la empresa alimenticia La Nirva con la patronal. La base del problema se funda en que los obreros no cobran sus sueldos desde hace 7 meses además de ser estafados con cheques sin fondos.

En las puertas de la fábrica de Postres Balcarce S.A. y cuyos dueños y gerentes se dieran literalmente a la fuga sin que el incidente derive en escándalo alguno, la estampa afligida de los empleados condicionó las declaraciones ajustadas de sus representantes:

Si hay un culpable es el señor Zanabria, que es quien no otorga la plata. Ya viene de hace tiempo este reclamo, que se agrava con la pandemia. Son 130 familias que lo último que percibieron fue el sueldo de febrero“, declaró Darío Zunda a los micrófonos.

“Fue una temporada brillante y se venía trabajando bien. Pasó esto y el empresario no se hace cargo del pago correspondiente a marzo y abril. Se realizó la presentación al Ministerio de Trabajo de la Nación y esperamos la audiencia”, dijo el secretario general local, para luego señalar que “hay muchos empresarios que se aprovechan de esta situación y en caso de no tener respuestas vamos a venir todos los días hasta que aparezca la plata”, prosiguió en su prosa el dirigente.

Lo cierto y más allá de las declaraciones públicas, las y los trabajadores se mantendrán en estado de alerta y movilización. A la vez que no descartan, ante los lentos tiempos de reacción sobre su problemática y atropellos, la toma efectiva de la planta de su lugar de trabajo. El desenvolvimiento del agudo conflicto dictará los acontecimientos.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
MÁS NOTICIAS