viernes 04 de diciembre de 2020 - Edición Nº1524

Sociedad | 20 oct 2020

Sorpresa y duro golpe para concesionarios de Campings locales

Enzo Lubrano dirige Monte Pasubio y forma parte de Cabañas Río Quequén. Explicó a NdeN cómo recibieron la prohibición de apertura de Campings que expresó ayer el gobernador Kiciloff. Expresó cómo intentarán modificar la medida, el protocolo en que venían trabajando, posibles medidas sanitarias en las duchas y cómo afectaría a los comerciantes aledaños. "La gente va a acampar igual y va a ser un caos".


Ayer, el gobernador Kiciloff ratificó en Mar del Plata que habrá temporada de verano en la provincia entre noviembre y abril y expresó los protocolos que regirán: restricciones en hoteles y prohibición de campings "por disponer de instalaciones comunes y baños, donde el riesgo de contagio es alto", expresó brevemente durante su alocución. 

En ese marco, NdeN se comunicó con Enzo Lubrano, concesionario de “Monte Pasubio Comunidad” en Quequén y miembro de la familia propietaria de Cabañas Rio Quequén: “Estamos todos un poco golpeados”, expresó primeramente el joven empresario pero a continuación agregó: “Por supuesto que vamos a buscar la manera para ese “imposible” sea un “posible con protocolos” como pasa en el resto de las partes”. 

Enzo, junto con su madre (propietaria del proyecto familiar) fueron partícipes, desde mayo, de reuniones junto con la secretaria de Turismo Marcela García, con el secretario de Gobierno Jorge Martínez y los miembros de la Asociación Hotelera, donde empezaron a pensar los protocolos y tuvieron reuniones con el intendente Arturo Rojas. “Incluso hace un mes, como se hablaba sobretodo de hoteles y no tanto de campings, comenzamos a generar un boceto de protocolo para toda la provincia”, recordó. “Por eso cuando ayer surge la noticia de que los campings estarán prohibidos, nos sorprendió a todos, fue un golpe durísimo”. 

“Nos pegó por sorpresa, pero no implica que la consideremos la última palabra. Entendemos la dificultad que presenta la pandemia con respecto a los cuidados, pero en todo momento se habló de protocolo y no de prohibición”, expresó Lubrano respecto a cómo venían las reuniones durante los últimos meses. Hoy, a 24 hs de conocer la noticia, comenzarán a reunirse todos los camping locales “para que se desestime esta medida y se consideren las ideas que se fueron generando, para tener un camping abiertos con todos los cuidados”, explicó Lubrano. 

Características de los camping

En Necochea hay una cantidad importante de estos establecimientos, miles de personas los habitan en la temporada de verano, muchas veces porque no pueden afrontar el alquiler de un departamento ni hotel (sobretodo con los desorbitados precios de los últimos años) y otras veces por gusto a la libertad que genera la carpa y el compartir.

Pero desde el punto de vista de los concesionarios, Lubrano explicó que “cada temporada contratamos mucho personal, además se requiere un mantenimiento todo el año, que en baja temporada tiene una asistencia casi inexistente, pero con costos de mantenimiento altos”. 

Describió que, por ejemplo, en Cabañas Rio Quequén tienen lugares grandes: tanto sanitarios independientes (que generalmente se usan con la piscina, con vestuarios) y después vestuarios gigantescos en el sector camping. 

Y allí expresó la idea que se venía manejando: “Hablábamos de dividir las parcelas en grupos familiares y que cada grupo tenga un horario específico para usarlos. Y ahí poner personal permanentemente... es una idea que podemos gestionar” introdujo y agregó: “por mas que tenemos muchas duchas, la idea es darles unos 15 minutos a cada grupo familiar, que luego salgan e ingrese el personal nuestro a higienizar el baño con todas las medidas... y luego entra el otro grupo familiar”.  “De esta manera cada vez que alguien ingresa a un sanitario, duchas y vestuarios, estaría totalmente higienizado previamente… el Contagio seria así imposible en los sanitarios”, indicó. 

Problemas colaterales

Más allá de la baja económica que sería para los concesionarios y propietarios de estos establecimientos, el cierre de los campings durante la temporada también impactará en los alrededores: “quienes vienen a nuestros lugares son familias que -al no haber cocinas- consumen desayuno, almuerzo, merienda y cena afuera”, explicó Enzo y agregó que por ende “se proveen de todos los proveedores de la zona… por eso el impacto es terrible para todos los prestadores de servicio que proveen algo para gente que está en el camping”.

Según el concesionario de Monte Pasubio, el público que asiste a los establecimientos “no va a tener alternativas... en general no pueden elegir departamento o hotel por cuestión económica… pero esa gente va a salir de vacaciones igual, lo que va a terminar pasando es que van a acampar en terrenos baldíos, parques y playas llenas de  carpas, que no se va a poder controlar, sin ningún tipo de protocolo… va a ser un caos”, vaticinó.

Confianza plena

Lubrano, finalmente, está seguro que estos lugares pueden ser seguros y sanos, con los debidos protocolos que vienen trabajando en los últimos meses: “Los lugares habilitados que tenemos personal, nos hemos ido capacitando para cuidar a nuestros clientes, para que tengan una temporada para disfrutar… ya tenemos pensado cómo afrontar la pandemia”, finalizó.  

 

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
NOTICIAS RELACIONADAS