domingo 28 de noviembre de 2021 - Edición Nº1883

Sociedad | 11 ene 2021

Tragedia en el agua

A un año de la desaparición de Ezequiel Bermejo en las costas locales: “Fue un descontrol absoluto"

Amigos del nadador realizarán un homenaje en la ciudad, al tiempo que volvieron a cuestionar a la Prefectura y a los organizadores de la competencia “Río-Mar” por haber habilitado la actividad.


Un año atrás la desaparición de Ezequiel Bermejo en la competencia de “Río-Mar” era noticia nacional y se iniciaba la búsqueda para intentar hallar el cuerpo que había sido visto por última vez a mil metros de la orilla.

Desde el entorno familiar y los amigos siguen responsabilizando a los organizadores del evento y a la Prefectura por haber habilitado la competencia ante la inclemencia que mostraba el mar.

“Debido a las condiciones climáticas debieron haber suspendido la carrera o modificar el trayecto, pero como es un negocio con sponsors tenía que terminar en el balneario Terrazas, destino al que costaba muchísimo llegar por la rompiente de las olas y la sudestada", aseguró al diario Clarín, Laureano López, amigo de Bermejo desde hace casi treinta años.

Cabe recordar que de la competencia decena de competidores debieron ser asistido debido a las inclemencias del mar, siendo muchos de ellos hospitalizados debido a los cuadros de hipotermina que registraban.

En ese sentido, insitió en que “es incomprensible cómo la Prefectura y el organizador no hicieron algo al respecto sabiendo con antelación cómo estaba el clima".

El homenaje de los amigos

Tanto Laureano como otros cuatro amigos del colegios de Bermejo viajarán hoy a la ciudad para homenajear y recordar al deportista desaparecido.

"Vamos a hospedarnos en el hotel Compostela, donde estaba Ezequiel hace un año y pasaremos la noche en la misma habitación. Queremos impregnarnos de Chale, de los últimos lugares donde estuvo. Aunque suene morboso, nos juramentamos eso. Necesitamos hacer un cierre, nunca apareció su cuerpo, no pudimos velarlo, despedirlo, la angustia en todo este año de pandemia nos zamarreó. Necesitamos estar con él de alguna manera, llorarlo en paz. Será un viaje sanador y psicológico", afirmó Laureano.

Además agregó: "Chale era un degustador exigente de la cerveza artesanal, por eso llevaremos cerveza al mar para brindar con nuestro amigo, que seguro debe estar abstemio después de tanto tiempo". Cuenta el amigo que los cinco llevarán tres kayaks para hacer "una suerte de simulacro del mismo recorrido que Bermejo hizo a nado. Esperemos que el clima nos acompañe".

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
NOTICIAS RELACIONADAS